Aunque es muy afín al mundo de las startups, podría aplicarse a cualquier empresa de Internet. “Growth” -crecimiento- y “hacking”, con cierta implicación de uso de tecnología. El Growth Hacking; un plan de juego a corto plazo centrado en algunos principios básicos del marketing digital para impulsar el conocimiento de la marca, cultivar clientes potenciales y crear entusiasmo en torno a un producto o servicio lo más rápido posible.

Ahora que hemos pasado las últimas dos décadas averiguando cómo encaja el marketing digital en la estrategia general de ventas y participación de una nueva empresa, poco a poco hemos dado nuestro siguiente paso a través del espejo hacia la siguiente etapa del desarrollo empresarial en línea: el Growth Hacking, es decir; la piratería de crecimiento. Se trata de marketing basado en esteroides mejorados digitalmente, y con un margen tan pequeño para la mayoría de las nuevas empresas entre el éxito y el fracaso, un impulso de la piratería de crecimiento podría marcar la diferencia.

En caso de que sea nuevo en el término, es exactamente como suena. Es un plan de juego a corto plazo centrado en algunos principios básicos del marketing digital para impulsar el conocimiento de la marca, cultivar clientes potenciales y crear entusiasmo en torno a un producto o servicio lo más rápido posible. Para PUBLICIDAD de su empresa AQUÍ.

Según la Wikipedia, Growth Hacking es un «conjunto de técnicas de mercadotecnia desarrolladas por las empresas de tecnología que utilizan la creatividad, el pensamiento analítico, así como las métricas web y de redes sociales para vender sus productos y ganar exposición”. Sin embargo, en mercadeodigital.cl describimos el Growth Hacking como una «disciplina que busca, con el mínimo gasto y esfuerzo posibles, incrementar de forma rápida y notoria el volumen de usuarios, ingresos o impactos, de nuestro producto/servicio».

Por lo tanto, estamos hablando de una forma diferente de atacar el mercado y promocionar nuestro producto. Es decir, ir un poco más allá del marketing tradicional y tratar de irrumpir en el mercado con creatividad y estrategias innovadoras que permitan hacer crecer el negocio rápidamente con pocos recursos.

En definitiva, los canales digitales más importantes que un Growth Hacker necesita comprender para impulsar el éxito comienzan con el marketing digital, el marketing online y -de manera muy especial- el marketing en redes sociales. Donde la optimización de motores de búsqueda, las campañas de correo electrónico y la publicidad digital son imprescindibles. Factores que se integran en un plan de marketing digital sólido y duradero.

#tips Facebook. Con las redes sociales desempeñando un papel tan vasto (y creciente) en el establecimiento de una marca en línea, la aplicación de las técnicas de marketing digital y publicidad en redes sociales va directo a la estrella aún más brillante del universo de las redes sociales: Facebook, donde utilizará las mejores prácticas para publicar contenido atractivo y diseñar estrategias efectivas para usar funciones valiosas, tales como Grupos de Facebook, Facebook Live, Facebook Ads, Facebook Insights y más.

Conceptos LEAN. Finalmente, nada tiene éxito con una estrategia de gestión razonada y medida para impulsarlo todo, y ahí es donde los principios de gestión ajustada pueden ayudar.  Los conceptos básicos de Lean, una popular metodología de gestión de proyectos centrada en recursos optimizados y mejoras incrementales constantes sirve para optimizar sus operaciones a través de cambios sistémicos continuos se puede aplicar a su negocio para ayudarlo a mejorar sus herramientas, técnicas y capacidad para establecer y analizar sus métricas.

FUENTE: https://www.mercadeodigital.cl/growth-hacking-y-su-aplicacion-en-el-marketing-de-empresa/

publicidad